Está de moda la fotografía, sí, así es, y día a día lo vemos todos. El hecho de que esto sea así es que muchos llevamos una pequeña cámara encima todo el día, el móvil.

A veces se pueden sacar unos resultados extraordinarios, otras veces no vale de nada lo que podamos obtener. Hay gente que se cree fotógrafa por subir a Instagram sus fotos con mil efectos y pijadas similares, otros no se creen fotógrafos (a ver, matizo, cuando digo fotógrafo no hablo a nivel profesional por supuesto, sino amateur), pero sin embargo lo son mucho más que el primer grupo. Parece que hoy en día si no editas tus fotos y le pones filtros “to reshulones” ya no molas, y no sabes… No se si soy solo yo o hay alguien más que lo piense, que nos dejamos comer el tarro bastante con las modas (ejemplo de ello los típicos del “tengo un iphone, yo molo”) Pero, ¿y la i y esfuerzo de hacer las cosas bien desde el principio? Hablo de romperse el coco buscando la mejor configuración posible en la cámara, y nada de filtros que muchas veces estropean fotos, pero los ponen por estar más a la moda.

by Dávid Detkó

Una foto brillante sin edición alguna – Captura con Nokia 808 Pureview – Por Dávid Detkó http://500px.com/IIDave

 

 

Quizá el problema que tengo es que no separo la fotografía como modo de entretenimiento para momentos aburridos (fotos de Instagram quizá), del modo de fotografía que quiere e intenta sacar el máximo de cada pequeño objeto que se encuentra. Quizá es solo que no me gusta dar un paso fotográfico más y estar al nivel de las modas.

    2 comentarios

  1. Oscar 7 octubre 2012 a las 22:11 Responder

    Estoy de acuerdo, instagram esta haciendo mucho daño, aunque mola! Yo lo uso con mis playmobils

    • petaqui 7 octubre 2012 a las 23:38 Responder

      jaja no es mal uso, con los playmobil pueden salir cosas chulas

Dejar un comentario